2 hermanos felinos no paran de abrazarse luego de haber sido salvados en el techo de un cobertizo.

Dos pequeños gatitos fueron encontrados en el techo de un cobertizo durante el frío invierno en Canadá.

- Anuncio Publicitario -
Chatons Orphelins Montréal

Una mujer de buen corazón escuchó maullidos que parecían provenir del techo de un cobertizo, según el Chatons Orphelins Montréal, un grupo de rescate en Montreal, Canadá.

“Ella logró sacar a uno de los gatitos, y luego se dio cuenta de que había otro. Fue mucho más difícil y tomó mucho más tiempo rescatar al segundo gatito, pero finalmente lo logró”, compartió Celine Crom de Chatons Orphelins Montréal.

Ella alimentó a los hermanos felinos y les buscó ayuda para que pudieran tener la oportunidad de una vida mejor. “La mujer, que tiene un gran corazón, arregló todo para traernos a los gatitos a Montreal, para que pudiéramos cuidarlos bien”.

Chatons Orphelins Montréal

Llamaron a los gatitos Mozart (el más esponjoso) y Chopin. Después de recibir la atención médica que necesitaban, los transfirieron a un hogar de crianza temporal. Val, una cuidadora del rescate, ayudó a los dos hermanos a adaptarse a su vida como gatos domésticos y les enseñó a socializar.

- Anuncio Publicitario -

También recibió ayuda de su gato mayor.

Chatons Orphelins Montréal

No les tomó mucho tiempo darse cuenta del vínculo inseparable que comparten los gatitos.

“Ambos gatitos tienen personalidades diferentes que se complementan entre sí. Ellos comen juntos, duermen juntos y juegan juntos”, dijo el grupo de rescate.

Chatons Orphelins Montréal

“Mozart es más travieso. Él se pone a jugar tan pronto como encuentra una oportunidad y su hermano lo sigue”.

- Anuncio Publicitario -

“Chopin es muy dulce. Le gusta mirar a la gente y hablar cuando Mozart está callado. Los dos hermanos aman su árbol para gatos y son excelentes trepadores”.

Chatons Orphelins Montréal

Son como dos gotas de agua.

Chatons Orphelins Montréal
Ant.1 de 2