Este expresivo perrito grita para no escuchar los regaños de mamá. ¡Qué cómico!

¡Vaya manera de evitar el regaño!

A nadie le gusta tener que regañar a su mascota, pero a veces es necesario para que sepan bien qué está bien y qué no lo está. Algunos perros se toman los regaños un poco más a pecho que otros, por ejemplo, Blu el husky. Cuando lo confrontan con relación al desastre en el suelo, no quiere escuchar ni una palabra.

- Anuncio Publicitario -

Mamá regresa a casa y encuentra que Blu rompió su cama en pedazos. Inmediatamente, Blu comienza a hablar para silenciar a mamá, y no podemos escuchar ni una palabra de lo que dice. No sé cómo logra mantener la calma en ese momento. ¡Yo estaría riendo sin control! ?

- Anuncio Publicitario -

¡Vaya berrinche el de este amiguito! Jamás había escuchado a un perro quejarse tanto como Blue lo hace. Mira el video a continuación y sube el volumen para obtener el efecto completo.

De ViralHog: “Blu es un perrito dulce que solo se porta mal cuando nadie está en casa. En este video, le pidieron que fuera a la cama y se comportara mientras mamá y papá tenían una cita. Aparentemente, Blu no estaba listo para ir a la cama… así que se la comió. Cuando sus padres regresaron, hizo lo que pudo para explicar lo que pasó, como todo un husky, pero con un poco de ‘picante’. ¡Vaya perrito!”

- Anuncio Publicitario -