Este perrito asustado se escondía en una fábrica, pero solo quería un poco de amor

El pobre Hugo no la estaba pasando nada bien.

Hope For Paws recibió alerta sobre un perrito que vivía en una fábrica y temía por su vida. Además de estar solo en este mundo, había sido atacado por otros perros y estaba herido. El pequeño Hugo estaba a su suerte y necesitaba amor en su vida para recuperarse de tantos tragos amargos.

- Anuncio Publicitario -

Cuando Lisa Arturo llegó, el perro fue hallado acostado en el suelo, pero rápidamente huyó al notar la presencia de los humanos. Arturo intentó ofrecerle comida al perro para saber cómo reaccionaría, pero nuevamente huyó y se escondió tras un tumulto de maquinaria pesada.

Tras momentos de estrés y tensión, Hugo fue capturado haciendo uso de una correa Lucky Leash. Era hora de que el perro fuese trasladado a las instalaciones para que sus heridas fueran examinadas.

- Anuncio Publicitario -

Las heridas de Hugo eran más serias de lo que todos creían. Algunas hasta estaban infectadas. Para limpiar las infecciones, el perro debió someterse a procedimientos quirúrgicos para instalar drenajes. El pequeño Hugo soportó todo el proceso con valentía y fortaleza. ?

El perrito solo quiere recibir amor, y hoy en día vive feliz en un hogar adoptivo. Solo necesita alguien que lo quiera de por vida para que su vida finalmente esté completa.

- Anuncio Publicitario -