Los rescatistas encuentran a unos gatitos sin su madre, enterrados bajo una pila de basura.

Los pobres bebés estaban solos.

Hope For Paws recibió una llamada sobre algunos gatitos que necesitaban ayuda. Estaban en un lugar que ponía en riesgo su salud y a los rescatistas, por lo que se necesitaban tomar medidas especiales de seguridad. Incluso ataron una cuerda para ayudarlos a descender y sacar a los gatitos.

- Anuncio Publicitario -

Utilizaron unas cercas de plástico para evitar que los bebés escaparan. Loretta descendió, y Eldad se le unió después para ayudar a bloquear el área detrás de él. Ella levantó el pedazo de cartón y encontró a cinco pequeños gatitos en la pila de basura.

- Anuncio Publicitario -

Tomaron a los gatitos uno por uno y los colocaron en la jaula hasta rescatarlos a todos. Era hora de salir de la profunda grieta y llevar a los gatitos a un lugar seguro.

Una vez en la tienda, se enteraron de la historia completa. La madre de los gatitos había sido capturada por un buen samaritano unos días antes del rescate. Ella fue esterilizada, vacunada y liberada, ya que era salvaje. La mujer continuó alimentando a la madre, y un día vio a los gatitos entre las paredes. ¡Afortunadamente, ella decidió llamar a Hope For Paws por ayuda!

- Anuncio Publicitario -