Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Un refugio acoge a una perra cubierta de garrapatas, los voluntarios no dan crédito a lo que ven

perra garrapatas
© Facebook CLAW

Te contamos la historia de Belle, una perra que ha sido recogida de un refugio en África del Sur con un grave problema en su piel que no dejó indiferente a nadie puesto que las garrapatas estaban terminando con su pelaje. ¡Sigue leyendo!

Por Vanessa Parapar Publicado el 1 abr. 2019

El refugio de CLAW (Community Led Animal) -situado en África del Sur, ha recogido a una perra llamada Belle que presentaba un problema de piel que dejó los pelos de punta a los trabajadores de la asociación debido al alcance de la enfermedad y al estado en el que se encontraba el animal.

Belle, la protagonista de esta historia, es una perra abandonada y maltratada durante mucho tiempo que llegó por casualidad a este refugio africano para ser rescatada, al más puro estilo del perro ciego que fue salvado por un adolescente. ¿Lo consiguió? Según han contado en su cuenta de Facebook los trabajadores de CLAW; el rescate no fue nada fácil debido al estado en el que se encontraba la perra. ''Estaba cubierta de garrapatas y su piel sufría por ello'', esto se podía leer en varios posts que subrayaban cómo se encontraba Belle en un primer momento.

La perra estaba cubierta de garrapatas

Belle estaba cubierta de garrapatas de la cabeza a los pies tal y como se suele decir en el refranero popular español. Una situación que no se presentaba nada fácil para el animal puesto que este tipo de insectos atacan al pelaje de los perros de una forma muy dura llegando a causarles hasta la muerte si no se toman a tiempo las medidas necesarias para eliminar las garrapatas y controlar las plagas. 

La perra necesitaba ayuda de manera urgente y eso fue lo que hicieron los voluntarios del refugio de CLAW. Desde el minuto uno quisieron ayudarla y comenzaron a quitarle las garrapatas una a una a mano. Una acción de emergencia que tuvo consecuencias graves para Belle puesto que estaba perdiendo demasiada sangre.

A medida que iba pasando el tiempo, los voluntarios se dieron cuenta de que el animal estaba sufriendo anemia y apostaron por realizarle otro tipo de cura que no le hiciese sufrir tanto. Por lo tanto, los voluntarios no tardaron en darle medicamentos para luchar contra los parásitos.

Pasados unos días y con los nervios a flor de piel puesto que nadie sabía cómo iba a terminar la historia de Belle, los trabajadores del refugio vieron cómo el tratamiento comenzó a hacer efecto y las garrapatas iban cayendo una a una.

Una primera parte del rescate de Belle que terminó con un éxito rotundo que encogió el corazón de muchos de los voluntarios que estuvieron a su lado desde un primer momento. Sin embargo, ese tratamiento solo fue el principio ya que el animal necesitaba curar la infección causada por las garrapatas en su piel y coger peso para solventar la carencia de vitaminas que sufría. Algo que también terminó bien debido al esfuerzo de los trabajadores del refugio.

Una nueva vida

A pesar de que los inicios no fueron fáciles ni para Belle ni para los trabajadores de la casa de acogida animal que sufrían por ella, la perra pudo con todo. Tras unas semanas de cuidados intensos, Belle está totalmente recuperada y su piel luce un aspecto normal.

Lo único que le queda ahora es encontrarle una familia a Belle, una búsqueda de amor que comparte con Anaïs, otra perra que se encontraba en una situación precaria pero que fue salvada gracias a las redes sociales de su refugio de acogida.

Mientras el milagro de la adoptación llega, desde Wamiz esperamos que sea muy pronto, Belle ha encontrado un nuevo amigo en CLAW. Se trata de Hannah Claire van Collier, un compañero de camino que no la deja sola ni un segundo puesto que desde su reencuentro ambos se han hecho inseparables.