Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Un estudio revela que tu gato podría tener los mismos instintos asesinos que un león africano

gato enfadado leon
© Shutterstock

¿Alguna vez has tenido miedo de tu gato? ¿Te has pensado lo de adoptar uno porque crees que son agresivos? ¿Temes que pueda hacerte algo mientras duermes o que se enfade más de la cuenta? Un estudio de la Universidad de Edimburgo podría sacarte de dudas... ¡Te contamos más! 

Por Jade del Arco, 15 abr. 2019

Son muchas las bromas, memes y leyendas que circulan en torno a la maldad de los gatos: que si planean conquistar el mundo, que si son ellos los que realmente dominan a los humanos... tienen fama de ariscos y de malvados pero, ¿cuánto de real hay en todo esto? ¿Piensas que tu gato podría hacerte algo? ¿O no te atreves adoptar uno por este motivo? ¿Crees que dormir con tu gato puede ser peligroso? Pues... podrías estar en lo cierto porque los gatos se parecen más de lo que te imaginas a los leones que viven en África. Lee, lee. 

¿Los gatos tienen instintos asesinos? 

Un reciente estudio realizado por el Zoológico del Bronx y la Universidad de Edimburgo, revela que el gato doméstico comparte muchos instintos con el león africano, el gato montés escocés y el leopardo de las nieves, así es que todas esas sospechas podrían ser ciertas, aunque tal vez no al punto de llamarlo "instinto asesino". 

Según informa el medio Three million dogs, durante el estudio se examinaron 100 gatos de dos refugios en Escocia y los datos obtenidos se cruzaron con los de animales salvales de zoológicos en Estados Unidos y Reino Unido. Tras estas comparaciones, el estudio desvela que los gatos comparten rasgos de personalidad con sus semejantes más grandes y salvajes; algunos de ellos son las agresión, el dominio o la impulsividad. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by National Geographic (@natgeo) on

No todos los gatos son iguales

La prueba que se realizó a los animales participantes en el estudio se conoce con el nombre de "Big Five", y se trata de un test de personalidad que analiza algunas categorías como la capacidad para estar abiertos a nuevas experiencias, la extroversión e introversión, la agilidad, la conciencia y el neuroticismo (o inestabilidad emocional). Tras estas pruebas, se pudo concluir que los gatos son depredadores por naturaleza, pero eso no significa que todos lo sean en la misma medida, o que tengan la misma personalidad. 

Por lo tanto, hay que entender este estudio con prudencia, pues como todo dueño de un gato sabe, la personalidad de los mininos varía mucho de un ejemplar a otro, y depende, en gran medida, de la educación que ha recibido el animal, así como de los estándares propios de cada raza. Lo que no podemos negar es que, aunque adoramos a nuestros preciosos gatos, también pueden llegar a ser un poco raros... Sin embargo, como apuntan desde Three million dogs, podemos estar tranquilos, nuestros gatos no nos harán nada mientras dormimos, más que nada porque no son tan grandes como un león...