Noticias :
wamiz-v3_1

TEST: ¿Cuál es tu perro ideal? 🐶

Publicidad

Un anciano se cae y pide ayuda: sus perros agresivos no dejan entrar a los bomberos en "la casa de los horrores"

casa de los horrores
© Shutterstock

La policía y los bomberos acceden a una casa para ayudar a un anciano herido y encuentran una auténtica carnicería en el interior. 

Por Jose Manuel Cano, 19 ago. 2019

Un anciano y doce perros... ¿Por qué llamar a la policía?

Nos llega una de esas noticias que horrorizan a cualquiera por su propia naturaleza descomunal, tal y como ya hemos visto en otras ocasiones. El suceso que os contamos a continuación ha tenido lugar en la región francesa de Ban-de-Lavine, una comarca situada al noreste del país galo. 

El pasado sábado, los gendarmes se vieron obligados a acudir a una de las casas de este municipio tras recibir la llamada de los bomberos pidiendo ayuda para un hombre de 81 años que se había caído y aseguraba no poder levantarse. ¿Por qué necesitaban los bomberos la ayuda de la policía?

La respuesta era bien sencilla: Eran necesarios más efectivos para hacer frente a 12 perros "agresivos y hambrientos", según relataron, que impedían la entrada de ninguna persona en el domicilio de este anciano. 

La voracidad de estos canes era tan peligrosa que se necesitó incluso la ayuda de varios voluntarios del refugio SPA Déodatienne, que lograron contener a los perros antes de que las autoridades pudiesen finalmente entrar en la casa para atender al hombre y trasladarlo al hospital.

Perros hambrientos, golpeados y asesinados

Sin embargo, aquella visita a la casa también sirvió a los miembros de este refugio para descubrir un verdadero horror. Tras aquellas paredes se escondía una auténtica carnicería. Los 12 perros se encontraban en un estado deplorable. Su hambre estaba más que justificada pues apenas tenían un plato de comida para todos.

"Era la casa del horror. Sólo había un tazón para 12 perros, es decir, siete croquetas para cada uno. Estaban asustados porque habían sido maltratados. El dueño mataba regularmente a los cachorros ahogándolos en la piscina o golpeándolos. También había perros muy jóvenes en el congelador", recuerda Catherine Toussaint, una de las voluntarias que presenciaron la escena.

Los perros sobrevivían entre basura, excrementos y cadáveres. De hecho, su primer descubrimiento resultó el más macabro pues encontraron a un cachorro muerto y en avanzado estado de descomposición. Según constataron, algunos machos se habían comido a sus propios cachorros acorralados por el hambre. Una auténtica pesadilla. 

"Los perros no fueron esterilizados, por lo que evidentemente se reprodujeron entre ellos", agrega Catherine 

Movilización de los voluntarios

Los 12 perros están aún demasiado débiles para poder ser trasladados, por lo que los voluntarios de esta asociación se están turnando para atenderlos a la espera de la intervención de la Fundación 30 Millones de Amigos, que ha garantizado que les encontrará un lugar donde volver a empezar cuando se recuperen. 

Evidentemente, ambas asociaciones tienen intención de denunciar al dueño de estos perros por un acto de extrema crueldad contra los animales.

Para ayudarlos, el refugio ha lanzado una convocatoria de donaciones

Escrito por: José Manuel Cano, periodista especializado en comportamiento y causa animal.
Fuente: Wamiz Francia, Saint-Die Info