Noticias :
wamiz-v3_1

TEST: ¿Cuál es tu perro ideal? 🐶

Publicidad

Compra un gatito Maine Coon por internet: cuando lo lleva a casa se da cuenta del tremendo error que cometió

gato maine coon
© Shutterstock

El veterinario le comunica varias malas noticias a los pocos días de haber comprado un precioso cachorro de esta demandada raza felina.

Por Jose Manuel Cano, 5 sept. 2019

Compra un gato y pronto ve que algo va mal

Nos llega un caso que por desgracia comienza a no ser aislado. Ha ocurrido en Alemania, concretamente en el municipio de Taufkirchen, situado al sur de Munich. Allí vive una chica llamada Gabriele, enamorada de los gatos desde que era una niña, motivo por el cual decidió adquirir a través de internet un joven gatito de la preciosa raza Maine Coon

En su búsqueda de un cahorrito felino, contactó con uno de los cientos de anuncios que se exponen en la red. Y así, no tardó en dar con un criador que ofertaba dos gatitos hermanos, macho y hembra. Ella se quedó con el macho y lo cierto es que subió al séptimo cielo cuando por fin lo tuvo con ella en casa. 

Sin embargo, su felicidad pronto se transformaría en una pesadilla. Tras varios días con el cachorro en casa, algo no andaba bien: el gatito no comía. A pesar de sus innumerables intentos, rechazaba la comida una y otra vez. Evidentemente, tuvo que llevarlo al veterinario.

¡Mucho cuidado! 

El profesional médico examinó al gato en Munich y le comunicó varias noticias nada halagüeñas. Para empezar, le comentó que las razones por las que rechazaba la alimentación podían ser graves -es probable que el gatito estuviese muy enfermo desde su nacimiento-, que su esperanza de vida estaba muy comprometida y que además la cría era mucho menor de doce semanas, el tiempo prudencial en el que no debería haberse separado de su madre bajo ningún concepto. Su vida corría mucho peligro y por desgracia ya era demasiado tarde. 

Para rematar la tormenta de malas noticias, el veterinario le aseguró que aquel gato no era de la raza Maine Coon, por lo que había sido víctima de una estafa

Horrorizada, esta mujer intentó ponerse en contacto con la persona que le vendió al gato, por lo menos para intentar salvar a su hermanita, pero el supuesto criador jamás volvió a responder al teléfono ni dio señales de localización alguna

Las trampas de Internet

Al igual que Gabriele, hay muchas personas que compran cada día animales a través de la red, ya sean gatos, perros, tortugas e incluso caballos. Desde el equipo de Wamiz te advertimos que esta práctica no es nada aconsejable. Aunque haya muchas personas con buenas intenciones, en Internet también campan a sus anchas algunos malnacidos que engañan completamente en las descripciones de sus animales. De hecho, incluso cuando el animal coincide con la fotografía, en muchos casos es falso que estén esterilizados, vacunados o desparasitados, tal y como aseguran en los anuncios. No hay que fiarse. Las estafas son comunes en estas compraventas.

Se conocen numerosos casos de supuestos perros de pedigrí vendidos a precios altísimos y que después resultan ser mestizos

En el caso de los gatos Maine Coon, la red está inundada de anuncios ya que son gatos muy atractivos y demandados por los consumidores debido a su belleza y personalidad amorosa y cautivadora. Muchos de estos anuncios son de tiendas de animales homologadas y completamente legales, pero también hay muchos 'particulares' que los ofrecen sin aportar la más mínima garantía de veracidadNo compres, adopta.

Escrito por: José Manuel Cano, periodista especializado en comportamiento y causa animal.
Fuente: Wamiz Alemania