Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Esta gata hace lo imposible por estar con su humano: ¡cruzar el mar!

gracie gatita nadando humano islas virgenes estados unidos
© Gracie se lanza al mar sin dudarlo. / Instagram (@graciegoesadventuring)

En las últimas semanas el vídeo compartido en las redes sociales por Mike, el papá humano de Gracie, se ha compartido miles de veces. Y es que lo que hace esta gata con tal de estar con su humano deja a todos sin palabras. 

Por Lola Duarte, 26 sept. 2019

Seguro que alguna vez has escuchado aquello de que las personas que tienen (o tenemos 😋) mascotas, ya sean perros o gatos, poseen algo especial. Y más si los amas. La historia de Mike y su gata, Gracie, brilla por sí sola justo por esos ingredientes. Tanto cariño flota en el aire (o en el mar… 🐱🐠) que esta gatita hace lo inesperado con tal de estar con su humano.

La gata desafía los límites felinos: ¡nada en el mar!

Es sabido que los gatos no son muy amigos del agua (descubre aquí los 3 motivos principales), por eso no es de extrañar que los vídeos que graba Mike de su gata se hayan hecho virales. Y es que Gracie desafía los límites felinos y… ¡nada en el mar! La minina pasa de estar tranquila en la toalla con Mike, a seguirle por la orilla de la playa y zambullirse en el mar. Y lo hace en un sitio paradisiaco: Las Islas Vírgenes de los Estados Unidos


Gracie está hecha toda una influencer desde mayo, cuando su humano le abrió un perfil en Instagram (@graciegoesadventuring) para contar su historia. Según relata el propio Mike en algunos vídeos, su tío estaba haciendo obras en su casa y estaba escondida dentro de una pequeña pared. “Tenía solo 5 semanas cuando la encontré, cubierta de enredaderas y asustada”

“Su madre no aparecía por ninguna parte, estaba sola, así que decidí adoptarla. Supongo que ahora soy papá, afirma risueño. Mike lleva una vida bastante activa: deportes, naturaleza… y se sentía mal por dejar a Gracie casi todo el día sola en casa. Así que... ¡la convirtió en la aventurera que es hoy! 😍😍😍

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Gracie (@graciegoesadventuring) on


“Gracie aprendió a ser libre, aunque no me pierde de vista. Le gusta subir por los árboles, cazar los freebies, ir conmigo en bicicleta e incluso nadar en el océano”. Hasta haciendo senderismo la gatita va trepando por los árboles siguiendo a Mike; en otras rutas más complicadas opta por usar la correa. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Gracie (@graciegoesadventuring) on


Pero por increíble que parezca, lo que más le gusta a Gracie es el océano. Tanto le motiva a la gatita chapotear en el mar, que Mike se ha vuelto muy meticuloso a la hora de eliminar los rastros del salitre del pelaje de Gracie para que esté a gusto después de su baño. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Gracie (@graciegoesadventuring) on


Nos encanta la historia de esta gatita y su humano. ¡Una pareja aventurera adorable! Y como diría Dory, ¡sigue nadando, pequeña Gracie! 🐠🐱

Escrito por: Lola Duarte, periodista especializada en comportamiento canino y legislación animal.
Fuente: Instagram @graciegoesadventuring