Ahora en Wamiz :

TOP #FOTOPERRO DEL VERANO

Publicidad

Tras dar a luz, este pastor alemán jamás imaginó tener un cachorro de más de 600 kilos

pastor aleman mirando a la izquierda dog-wow

Conocemos a un ternero criado en una familia de perros que se comporta como ellos

© Facebook - Coral Algie

Bada dio a luz a 11 perritos, pero además adoptó a uno bastante particular: un 'cachorrito' que llegará a pesar casi 600 kilos y que se considera uno más del clan canino.

Por José Manuel Cano , 6 mar. 2020

Como si del pequeño Mowli se tratase, hoy conocemos al 'pequeño' Buddy, un ternero adoptado por una familia de perros que ahora se comporta igual que ellos. Lo verás jugar, correr e incluso columpiarse como si fuese un cachorro canino más.

Cuando crezca pesará casi 600 kilos, pero sus dueños aseguran que lo seguirán tratando y mimando como si fuese un perro grande. Conozcamos su pasado. 

La historia de Buddy

Buddy es un ternero que fue rescatado por el matrimonio Algie, Wayne y Coral, dos criadores residentes en Nueva Gales del Sur (Australia). Su pasado está marcado por un hecho desafortunado ya que perdió a su madre un día después de nacer. La pobre se ahogó en un canal cerca de la granja en la que dio a luz a Buddy. 

Entonces, la pareja decidió llevarse al bebé y confiarlo al cuidado de su dulce perrita, una Pastor Alemán llamada Bada, que acababa de dar a luz a 11 cachorros. 

Un hijo más para Bada

La conexión entre Buddy y Bada fue amor a primera vista. Ella rápidamente lo aceptó como un miembro más de su familia y él se refugió en su protección de forma instantánea. 

El cariño fue mutuo, y no solo con su 'madre' sino también para con sus 'hermanos'. Buddy creció entre un montón de cachorros caninos y vivió como uno más día tras día. Hasta hoy.

Un 'perrito' más

Con el tiempo, Buddy ha aprendido los comportamientos típicos de los perros y se comporta exactamente igual que ellos. Tanto es así que sus dueños piensan que realmente se siente como un pastor alemán más. Corre como sus hermanos adoptivos e incluso juega con los hijos de la familia.

"Buddy corre junto a los niños cuando montan en bicicleta fuera de la casa. Es muy cariñoso con nosotros, se ha integrado muy bien", asegura la mujer.

Este 'perro' tan particular bebe casi 4 litros de leche diluidos cada día y con el tiempo llegará a pesar casi 600 kilos cuando sea adulto, pero Coral y Wayne aseguran que siempre seguirá siendo una mascota y que jamás podrían sacrificarlo.

 

 

Posted by Coral Algie on Sunday, February 2, 2020