Ahora en Wamiz :

Publicidad

Llevan a su gato al veterinario por un problema de salud: escanea su chip y entra en pánico

Nadie, ni el veterinario, ni los dueños del gato, se esperaban lo que sucedió… 
 

Por Jade del Arco

Publicado el 27/4/20 11:08

Sucedió hace unos días en Francia (región Guipry-Messac) cuando una pareja llevó a su gato al veterinario. Hasta aquí todo normal: el gatito, llamado Caïpi, parecía molesto por algo… Todo acababa de empezar. 

El veterinario se dispuso a examinar al gatito que, según sus dueños, no tenía ganas de comer y andaba algo decaído. Tras hacerle las revisiones correspondientes, el doctor comprobó que el felino estaba castrado, tenía pulgas y... ¡presumía chip! Algo que a simple vista no debía poner nervioso a nadie pero no fue así.

Al escanearlo, el veterinario descubrió lo que se temía. Ese gatito ya tenía otros dueños que lo estaban buscando y esperando en algún lugar puesto que los datos del chip no se correspondían con los de sus actuales propietarios, subrayan desde la web actu.fr.

¿Un gato desaparecido? 

Según explicaron los dueños del minino al doctor, el gato llegó a su casa en 2016 solo y desamparado. Por lo tanto, los abuelitos decidieron adoptarlo como suyo en vista de que nadie lo reclamaba. Para ellos, solo había dos opciones: el gatito había sido abandonado o era callejero. 

Vuelta a casa 

El veterinario indagó un poco, y consiguió encontrar a los humanos de Caïpi. Estos se habían mudado a la Reunión y, al parecer, se pusieron muy contentos de haber encontrado a su minino perdido desde hace varios años.

Cuando todo sucedió; hace concretamente 4 años, habían puesto carteles para encontrarlo, pero no obtuvieron resultado alguno. ¡Hasta ahora! Muy pronto el gato viajará para encontrarse con sus papás. 

Por su parte, la pareja que lo cuidó pensando que estaba abandonado durante estos años, no tendrá más remedio que decirle adiós… Final agridulce para esta historia.