Ahora en Wamiz :

Publicidad

Este gatito que se baña solo por primera vez es lo más mono del mundo (Vídeo)

El vídeo más tierno y adorable que verás hoy. ¡Qué bonito es cuando los más pequeños aprenden día a día cosas nuevas! 
 

Por Jade del Arco

Publicado el 5/9/20 11:23

Siempre hay una primera vez para todo, y en el mundo gatuno no iba a ser diferente. Aunque los animales hacen muchas cosas por instinto, también aprenden con el tiempo y, cuando son bebés, todo es algo nuevo por descubrir. 

Esto es lo que le sucedió a este pequeño bebé blanco que, tras despertar de una placentera siesta con su mamá adoptiva, se inició, por primera vez, en las labores de higiene. 

¿Qué significan los lametones de mi gato? 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Rescuing in Rexburg (@foster_kittens) on

Los gatos son muy cuidadosos con su higiene personal, pueden llegar a dedicar un tercio del día a esta tarea para mantener su pelaje limpio.

Debido a las características de la lengua felina, esta actuará como un cepillo natural para el manto. 

No obstante, hay que estar alerta ante dos posibles excepciones: cuando se lamen con demasiada frecuencia pueden crearse bolas de pelo, por lo que hay que prestar atención, especialmente cuando son bebés; y que un exceso también puede ser la manifestación de otro tipo de problemas. 

También es cierto que no es normal que un gato deje de lamerse o acicalarse, es otro signo de que algo, probablemente, no anda bien. 

El primer aseo 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Rescuing in Rexburg (@foster_kittens) on

Volviendo a nuestro pequeño amiguito, parece que en su primera experiencia con el aseo personal hay detalles que no le quedan del todo claros.

En el vídeo, publicado por la cuenta de Instagram foster_kittens, vemos como se lame torpemente e, incluso, se muerde las patitas. ¡Paciencia pequeñín, con el tiempo todo se perfecciona! 

Esta monada aprenderá, sin duda, a asearse como es debido. Mientras tanto, nos ha dejado imágenes tan tiernas como las anteriores.

Y recuerda que, aunque los gatos no sean los mejores amigos del agua, tú también los puedes bañar siguiendo estos consejos.