EL QUIZ DE WAMIZ

Publicidad

Se asoma a la terraza, mira a un lado y descubre la mayor aberración del ser humano

terraza edificio dog-sad

En una de las terrazas de un edificio cualquiera se escondía un infierno a la vista de todos

© Shutterstock

La crueldad del ser humano se escondía en el piso de al lado para indignación de todos los vecinos, que iniciaron desde ese día una lucha desinteresada de supervivencia.

Por José Manuel Cano

Publicado el 24/10/20 12:21

No es la primera vez que nos llega una historia de semejantes características y nos indigna que pueda seguir sucediendo, por eso lo denunciamos.

La historia que hoy reportamos es una lucha contra la desesperación, la demostración más real de que solo una pared puede separar la vida de la muerte.

Abandonada en su propia terraza

Basta con ponerse en situación. Solo imagina que sales una buena mañana al balcón a tomar el aire y te das cuenta que en la casa de al lado hay una perra completamente abandonada en la terraza

Imagina ahora que esto no es algo casual, que se repite día a día, que siempre que sales a tu terraza ella está ahí, mirándote, totalmente olvidada, sin comida, sin agua, encerrada en ese cuadrado sin rejas sin poder salir de allí...  

Esto que os contamos ha ocurrido en Málaga. Los vecinos denunciaron una situación que los tenía realmente sobrecogidos. Chía, la perrita que hoy os presentamos, fue 'hallada' en la terraza de la vivienda de un individuo mientras se consumía día tras día.

 Una lucha incansable

Sus propios vecinos iniciaron una lucha de supervivencia en los que todos, sobre todo Chía, lidiaron con la peor crueldad del ser humano. No hay que olvidar que estaba abandonada en una terraza a la intemperie, mojándose cuando llovía y asfixiándose de calor cuando salía el sol. 

Vivía entre sus propios excrementos y se alimentaba gracias a sus vecinos, que le tiraban comida para que pudiese sobrevivir en aquel infierno. 

Por suerte, encontraron la forma de ayudarla y lograron sacarla de allí antes de que se consumiese por completo.

Necesita una nueva oportunidad

Chía se encuentra en la Sociedad Protectora de Málaga, donde le están buscando una familia que la quiera de verdad. 

Los voluntarios aseguran que su caso es realmente especial porque no le tiene ningún tipo de rencor al ser humano a pesar de haber conocido su peor cara en su corta edad. Es más, se ha destacado como una perra maravillosa, tanto por su alegría como por sus ganas constantes de jugar

"Es cariñosa, le encanta que la llenemos de besos y caricias, aunque en el patio prefiere aprovechar para correr y jugar con su amada pelota"
Si estás interesad@ en la adopción de Chía, aquí puedes ponerte en contacto con la protectora malagueña en la que están esperando tu llamada
En Wamiz te ofrecemos más opciones de adopción. Aquí tienes a otros muchos perros que están aguardando una oportunidad

Recuerda: la adopción salva vidas