Publicidad

Captura a un Pastor Belga callejero: cuando escanea su chip... ¡se cae de espaldas!

perro callejero primer plano dog-happy

El final de la historia de este Malinois te dejará sin palabras

© Facebook - Collectif animal 36

Todos alucinaron con el secreto que ocultaba Filou y que fue revelado cuando por fin lograron apresarlo para identificarle en un refugio animal.  

Por José Manuel Cano

Publicado el 22/1/21 9:01, Actualizado el 8/2/21 14:55

Nos llega una historia realmente impresionante desde Francia. Allí hemos conocido a Filou, un perro al que muchos vecinos ya conocían de haberlo visto deambulando por las calles durante meses por la localidad de Veuil, aunque a buen seguro que nadie esperaba el desenlace de su historia.

El perro era conocido en la ciudad porque llevaba 14 meses viviendo en la calle hasta que un día lograron capturarlo para intentar darle una vida mejor. La sorpresa llegó después pero ya adelantamos que este valiente ya no tiene nada que temer por su futuro. 

Filou es 'apresado'

Los acontecimientos se precipitaron el pasado 8 de enero. La asociación Collectif Animal 36 reportaba a través del Ayuntamiento la acogida de Filou, un Pastor Belga callejero cuya situación de desamparo había sido denunciada por numerosos ciudadanos tras verle vagar por las calles durante meses sin dejarse coger por miedo. 

Tras mucho esfuerzo, el perro fue apresado y podría ser trasladado a un refugio de la ciudad... pero ocurrió algo inesperado.

¿Qué ocurrió con el perro cuando fue capturado?

Desde el Ayuntamiento de Veuil se pusieron en contacto con la asociación animal para comprobar el estado de salud del perro e identificarle en caso de que fuese necesario. 

Ya en el refugio, el responsable tuvo la ocasión de examinar al perro para comprobar si se encontraba sano y escanearle en busca de un posible chip, algo que prácticamente daban por descartado. 

¡Es un perro perdido!

Para sorpresa generalizada, Filou tenía chip e incluso número de teléfono asociado de un posible dueño residente en Arcachon, una ciudad situada a 460 kilómetros y casi cinco horas en coche. Evidentemente, los voluntarios pensaron que el número de teléfono probablemente estaba equivocado o que pertenecía a un expropietario. 

¡Pero no fue así! Aunque cueste creerlo, al otro lado del teléfono respondió el verdadero dueño de Filou, un señor que no pudo contener una inmensa felicidad al escuchar que su perro seguía con vida. 

El dueño dio varios datos del perro para certificar que se trataba de su verdadero propietario y explicó que el perro se le escapó del coche en una parada en carretera que se produjo más de un año atrás

Según recordó, Filou se escapó, presa del pánico, cuando el vehículo en el que viajaba se detuvo en el área de descanso de una gasolinera situada en la autopista de Vierzon.

El dueño lo buscó durante mucho tiempo, pero el trabajo resultó infructuoso pese a las largas búsquedas.

Finalmente, el hecho de que tuviese chip le devolvió a su querido perro y se pudo producir un precioso reencuentro 14 meses después. ¡Enhorabuena!