Publicidad

Los residuos de un vertedero esconden una verdad que pocos quieren ver

vertedero dog-sad

Las basuras de un vertedero municipal de Málaga encierran una historia espeluznante

© Shutterstock

Mirando un poco más allá y con verdadero interés, unas personas descubren la terrible realidad que se ocultan entre los desperdicios de un basurero municipal de Málaga. 

Por José Manuel Cano

Publicado el 21/2/21 11:02

Las condiciones en las que viven los perros callejeros resultan a menudo aterradoras, aunque hay ciertas historias que cohabitan en el mundo urbano y que se hacen especialmente significativas por las circunstancias terroríficas que las rodean. 

En esta ocasión conocemos a Tendra, una perra de tres años que fue encontrada entre los residuos de un vertedero junto a su padre y su hermano.

Un vertedero como único hogar

Nos trasladamos a Málaga, donde recientemente conocimos a una familia perruna de tres miembros: Tendra, nuestra protagonista; su padre Polo y su hermano Marco. Los tres perros vivían en la calle y a menudo eran vistos vagando de un lado para otro buscando comida

Algunas personas observaron su rutina con un poco más de atención y descubrieron que los tres perros vivían entre los residuos de un vertedero municipal y que dormían en el suelo soportando las inclemencias meteorológicas día tras día sin tener donde resguardarse. Era urgente actuar para ayudarlos.

Un cambio difícil 

Los tres perros fueron atrapados para ser trasladados a la Sociedad Protectora de Animales de Málaga, donde intentaron cambiar su vida para siempre. 

Los inicios no fueron fáciles, especialmente para Tendra. El drástico cambio de la total libertad de la calle a vivir en un lugar cerrado completamente nuevo y rodeada de perros, ruidos, personas... la convirtió en una perra asustadiza. "No comprendía qué hacía allí", recuerdan en el refugio.

Al principio tenia tanto miedo que no era capaz ni de permanecer en pie, pero con el paso de los días fue adaptándose a su nuevo hogar gracias al empeño de los voluntarios, quienes le dieron a entender que no había lugar para el miedo. 

Ahora solo necesita un empujón más

Finalmente, Tendra se ha convertido en una perra muy especial. Le encanta pasear y todavía vive junto a su hermano Marco en el refugio, pero necesita un nuevo cambio, el definitivo. 

Desde la protectora reportan su caso en busca de una familia que pueda ofrecerle la casa en la que se podrá sentir segura, protegida y, sobre todo, querida para siempre. El objetivo es que pueda superar de una vez todos sus miedos.

El final feliz está cerca, sólo faltas tú para poder dárselo. 

Si estás interesad@ en la adopción de Tendra, aquí puedes ponerte en contacto con la protectora malagueña en la que se encuentra
 
 
Recuerda que en Wamiz también tenemos un amplio catálogo de perros en adopción que solo están esperando tu llamada