Publicidad

"No duermo, estoy muerto": todo el mundo debe conocer el cruel destino de Nori

el pequeño cachorro llamado nori dog-serious

Este es Nori

© Hamburger Tierschutzverein von 1841 e. V.

La imagen de Nori está dando la vuelta al mundo con el objetivo de concienciar sobre la compra-venta ilegal de cachorros. 

Por Vanessa Parapar

Publicado el 24/5/21 14:16

El año 2020 fue decisivo y cambió drásticamente nuestra manera de vivir. Uno de los aspectos que más ha llamado la atención durante la crisis del coronavirus ha sido el aumento de personas que se decidieron a adoptar o comprar un animal.

Pero la maravillosa acción de convivir con un peludo tiene, lamentablemente, su cara B; conocida como comercio ilegal de cachorros a través de Internet. Según varios estudios alemanes, la venta ilegal de perros adquirió proporciones dramáticas entre las que se incluye la muerte de cachorros que fueron separados de su madre antes de tiempo. 

En Alemania, durante el año 2020 se importaron alrededor de un tercio más de perros que en 2019; la mayoría de ellos demasiado pequeños. Un destete prematuvo que desencadenó graves problemas de salud y la muerte de cientos de ejemplares.

Nori, el perro de la foto, describe con su imagen el drama de la situación.

La venta ilegal tiene consecuencias

El mal estado de salud de los cachorros ha ocasionado, a posteriori, el desembolso de grandes sumas de dinero vinculadas a gastos veterinarios que corren a cargo de los dueños del animal. Pero esa no ha sido la única consecuencia de la venta ilegal de cachorros, muchos perros han terminado en refugios porque las personas que los compraron no están dispuestas a pagar tanto dinero por sus cuidados. 

Hechos que han hecho saltar las alarmas de diversas asociaciones de bienestar animal alemanas. 

Campaña contra el comercio ilegal de cachorros

La situación alemana ha dado pie a lanzar una campaña de concienciación sobre los efectos del comercio ilegal de cachorros en la mayoría de países de Europa del Este.

El refugio Hamburger Tierschutzverein von 1841 e. V. (HTV) ha enviado un mensaje muy duro en sus redes sociales que comienza con una dramática frase: "Productos dulces, muerte rápida: ¡detengan el comercio de cachorros!". A la que se añade: "No duermo, estoy muerto" junto a la imagen de Nori. 

Bajo el hashtag #welpenhandelstoppen (paren el comercio de cachorros), asociaciones alemanas desean mostrar casos reales de todos los cachorros que un día fueron el capricho de un humano egoísta y que han terminado encerrados en un chenil. ðŸ˜¢ðŸ˜¢

No compres, adopta

El mensaje que enviamos desde Wamiz España es que nunca compres un perro por Internet, ¡apuesta siempre por la adopción! En nuestra sección hay cientos de perros esperando una segunda oportunidad. ðŸ‘ˆ