Publicidad

Tras meses junto a Bolbo, Isabel Díaz Ayuso cambia de 'novio' (FOTOS)

ayuso con su perro bolbo en brazos dog-happy

Isabel Díaz Ayuso con su perro Bolbo en brazos 

© Instagram @isabeldiazayuso

La presidenta de la Comunidad de Madrid está enamorada y presume de su nueva pareja. ¿Qué pensará su perro Bolbo de su nuevo amor?

Por Vanessa Parapar

Publicado el 27/5/21 11:52

Si hace unos meses, Isabel Díaz Ayuso presumía orgullosa de su nuevo 'amigo', Bolbo, por las calles de Madrid; ahora la vemos más enamorada que nunca junto a Alberto González en un romántico paseo por Ibiza del que se hace eco la revista Semana

El recién estrenado novio de la presidenta de la Comunidad de Madrid está divorciado y tiene tres hijos. Una familia que aumentará si su relación junto a Ayuso sale según lo esperado puesto que la política del PP convive con su perrhijo

Desde el pasado mes de febrero; Ayuso solo tiene ojos para Bolbo, un hermoso labrador de color negro que presentó -de manera oficial- el día de San Valentín. A tenor de un artículo de El Español, la hasta ahora soltera de oro de Madrid; estaba locamente enamorada del ser que se posicionaba, posiciona y se posicionará siempre como el amor de su vida: ¡BOLBO! ❤️

Ayuso aseguró, a varios medio, que pasó San Valentín con su perro Bolbo 🐶

Bolbo llegó a la vida de Ayuso gracias a unos amigos íntimos que le regalaron al perro al poco de romper su relación con Jairo Alonso, su pareja desde 2016 hasta febrero.

El círculo más íntimo de la presidenta de Madrid ha asegurado a diversos medios de comunicación, como los nombrados a lo largo de este artículo, que ''el perrito le aportó la compañía que ya no tenía.'' 

Nosotros nos sumamos a las palabras de los amigos de la política puesto que sabemos de buena tinta (diversas investigaciones lo confirman) que los peludos son capaces de sacarnos una sonrisa incluso en los momentos más tensos y complicados de nuestra vida. 

Ahora que Ayuso está ilusionada de nuevo, su amado perro sigue a su lado. Ella no se separa de él ni un segundo (la prueba aquí) y viceversa. Una vez más queda claro que el amor de nuestros peludos es incondicional y la presidenta de Madrid lo demuestra día tras día, y tenga el novio que tenga.