Publicidad

Pareja se muda a París: un día encuentran a un desconocido instalado en su sofá

sofa de un apartamento cat-wow

Imagen de ilustración del sofá de una casa

© Unsplash @taylormae

La pareja ha tardado varios días en hacerse a la idea de su nuevo compañero de piso. ¿Quién es y por qué ha llegado hasta ahí?

Por Vanessa Parapar

Publicado el 28/5/21 8:29

Morgan Hizar y su novio se han mudado a París hace escasos meses. Todo estaba saliendo según lo previsto hasta que un día dejaron la ventana abierta durante la noche y... ¡sorpresa!

Sin avisar, alguien los fue a visitar inesperadamente. ¿Quién era ese intruso y qué quería?

Como Pedro por su casa

A la mañana siguiente, la pareja se despertó y comprobó que en su sofá descansaba un gato pelirrojo. Ambos se quedaron con la boca abierta puesto que ellos no tenía gato ni tampoco intención de tenerlo

Por su parte, el minino disfrutaba tranquilamente del cómodo sofá. Citando al refranero español, el gato ''andaba como Pedro por su casa''. 

Todo parecía, según contó la pareja en un vídeo de YouTube, una extraña coincidencia puesto que Morgan le había dicho a su novio de comprar un pez para que este les hiciera compañía en su nueva casa. Por lo tanto y para la chica, la llegada del gato horas antes de realizar la compra fue una señal. 

Tras comprobar que el minino se dejaba acariciar, estaba muy limpio y bien alimentado; la pareja llegó a pensar que el gato era de un vecino. 

El gatito no tardó en hacerles ver a sus humanos que adora las caricias. 

Desde ese día, el michi va todos los días a casa de los jóvenes (varias veces) y espera pacientemente a que sus nuevos y amables humanos le dejen entrar.

El gato tiene sus costumbres

Cuando el novio de Morgan trabaja en el ordenador, el gato no le quita ojo y cuando le place se instala en su silla. 

La pareja ha decidido llamar al gato Carmelo y disfrutan de su compañía cada vez que viene a casa.

Después de preguntar a algunos vecinos sobre el gato, Morgan y su chico han dado con el propietario de su Caramelo. El felino es el gato de una persona mayor que vive en el edificio. 

Caramelo aporta alegría a la vida de estos enamorados que han caído rendidos ante sus encantos, y no tienen inconveniente de compartir su casa con su vecino preferido.