Un perro de pradera y un pastor alemán se conocen y se vuelven inseparables

Desde que se conocieron se hicieron amigos.

Taylor Williams y su esposo Brad llevaron a casa a un perrito de pradera el día 21 de abril de 2016. Lo llamaron Prince en honor al cantante, que falleció ese mismo día.

- Anuncio Publicitario -

Los Williams se dieron cuenta rápidamente de que criar a un perro de pradera no es lo mismo que criar a un perro normal. Investigaron de manera exhaustiva y recibieron mucho conocimiento por parte de una especialista, Gena Seaberg.

Instagram: @princetheprairiedog

Prince tiene una personalidad muy vivaz y es muy inteligente. Aunque es distinto a un perro normal en varios aspectos, también tiene cosas en común con ellos.

No solo es similar, sino que también ha desarrollado un vínculo especial con uno de los perros de la familia. Se trata de un pastor alemán llamado Banksy. Desde el momento que se conocieron se hicieron grandes amigos.

- Anuncio Publicitario -
Instagram: @princetheprairiedog

Banksy es muy amoroso con Prince y lo lame todo el tiempo, buscando jugar con él. A Prince le encanta jugar con Banksy y siempre busca llamar su atención como un hermano menor.

Cuando no están jugando, disfrutan siestas y acurrucos juntos. Siempre podrás encontrar a Prince acostado entre las piernas de Banksy.

Instagram: @princetheprairiedog

Prince también disfruta pedir bocadillos, correr en su rueda y meterse en problemas, como todo bebé, humano o canino.

- Anuncio Publicitario -

Los perros de pradera no son realmente perros, a pesar de lo que su nombre sugiere. En realidad son roedores nativos de las praderas de Norteamérica.

Instagram: @princetheprairiedog

Puedes seguir las aventuras de Prince en su página de Instagram.

¡Mira a Prince y Banksy en el video a continuación!