Galgo afgano

Otros nombres: Lebrel afgano, Afghan hound, Tazi, Baluchi hound, Sage Baluchi

Galgo afgano

El Tazi, como suele llamarse comúnmente a este elegante perro, es, como todo lebrel, un animal reservado, de aspecto noble y de carácter poco dócil. No dudará en utilizar sus encantos para salirse con la suya. Es cariñoso con los miembros de su familia adoptiva, pero es algo parco en sus muestras de afecto (un dato a tener en cuenta para aquellos que deseen tener un perro cariñoso). Con los desconocidos suele mostrarse indiferente. 

Información principal sobre el Galgo afgano

Esperanza de vida del Galgo afgano :

7

19

12

14

Carácter :

Inteligente Cazador

Tamaño :

Origen e historia del Galgo afgano

El Galgo afgano aparece en una pintura que data del año 2000 a. C. y es citado en un papiro egipcio probablemente más antiguo todavía. Se dice incluso que una pareja de lebreles afganos fueron los elegidos para salvaguardar la especie canina, escogidos por Noé para embarcar en su arca. El ancestro de la raza llegó probablemente de Asia central con los Indoeuropeos, instalándose en las regiones septentrionales de la actual Afganistán. Más tarde, los indoeuropeos migraron junto con sus perros hacia las regiones iraníes actuales, lo que explica por qué su Lebrel también es conocido como Tazi, que significa “árabe”.

Grupo FCI

Grupo FCI

Grupo 10 - Lebreles

Sección

Sección 1: Lebreles de pelo largo u ondulado

Características físicas del Galgo afgano

    Tamaño de un Galgo afgano adulto

    Perra : Entre 63 y 69 cm

    Perro : Entre 68 y 74 cm

    Peso de un Galgo afgano adulto

    Perra : Entre 25 y 30 kg

    Perro : Entre 25 y 30 kg

    Color del pelaje

    Negro
    Blanco
    Marrón
    Azul
    Rojo
    Arena

    Tipo de pelo

    Largo

    Color de ojos

    Marrón

    Descripción

    El aspecto físico del Lebrel afgano transmite una imagen de fuerza y de dignidad, combinando rapidez y poderío. La expresión oriental de su rostro es uno de los rasgos distintivos de la raza, de mirada es escrutadora. La cabeza presenta un cráneo alargado y poco estrecho, con un occipucio (parte posterior e inferior de la cabeza) prominente, un hocico alargado, mandíbulas firmes y un stop (depresión naso-frontal) leve. Los ojos son prácticamente triangulares y ligeramente oblicuos hacia arriba. Las orejas se insertan más bien bajas y atrás de la cabeza, portadas muy cerca de la misma. Las extremidades son rectas y dotadas de una buena osamenta. La cola no debe ser demasiado corta, es de inserción baja y acabada en forma de anillo, se lleva en alto cuando el perro está en acción y está cubierta por flecos finos de pelo.

    Conviene saber...

    El olor almizclado que segregan las glándulas de las mejillas del Galgo afgano le han valido el sobrenombre de “perro perfumado”. 

    Carácter

    • 33%

      Cariñoso

      Es muy cariñoso con su amo, pero también tranquilo y reservado. Puede llegar a rehuir de las caricias, incluso por parte de los miembros de su grupo social. No es un perro “faldero” o que dé muestras de cariño, lo cual no significa que no quiera a sus propietarios.

    • 33%

      Juguetón

      Tampoco tiene entusiasmo ante la idea de jugar con una pelota. Es incluso capaz de mostrarse altivo con la persona que intente motivarlo.

    • 66%

      Tranquilo

      Es un perro tranquilo y sosegado que valora mucho la calma. Sin embargo, es ante todo un perro de caza y de carreras que necesita exteriorizar su energía para sentirse plenamente realizado.

    • 100%

      Inteligente

      Es un perro muy astuto que entiende fácilmente cómo “manipular” a su entorno para salirse con la suya. Dado que es muy distante por naturaleza, sabe que el mínimo signo de cariño es capaz de abrirle cualquier puerta.

    • 100%

      Cazador

      Puede ejercer como perro de compañía o exposición, de hecho la caza con lebreles está prohibida en varios países como Alemania, Bélgica y Francia. En España aún es posible verlo ejerciendo su rol de cazador innato.
      Es importante controlar los encuentros con otros animales del hogar o durante sus paseos. El que haya aprendido a acudir a la llamada de su amo no significa que obedezca siempre, por lo que dejarlo en libertad en un entorno abierto puede representar un peligro.

    • 100%

      Miedoso con los desconocidos

      Es muy reservado, con aires incluso de ‘snob’ con los desconocidos. No hay que forzarlo a que establezca contacto con nadie, prefiere ignorar a interactuar con extraños.

    • 100%

      Independiente

      El Galgo afgano es capaz de querer a su amo, de respetarlo, pero no de depender de él.

      Comportamiento

      • 100%

        Adaptación a la soledad

        Su carácter independiente hace que sepa sobrellevar las ausencias de sus amos sin sufrimiento alguno.

      • 33%

        Obediente

        Educar a un Tazi, como también se le conoce, no es tarea fácil. Para ello hay que establecer una relación estrecha de complicidad. No hay que ser duro con él, ya que es un perro sensible y testarudo que detesta la injusticia.

        El Lebrel afgano cachorro debe adquirir las bases de la educación canina para facilitar la convivencia entre especies. Esto requiere de paciencia, coherencia, así como de dulzura y firmeza. 

      • 33%

        Ladrador

        Es un perro discreto que rara vez, o incluso jamás, ladrará.

      • 100%