Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Tipos de vómitos en gatos: razones por las que vomita tu gato

Conoce los distintos motivos por los que puede vomitar un gato advice
© Shutterstock

Los vómitos o emesis consisten en la expulsión de contenido del estómago a través de la boca y suele ser de forma violenta. Para entender los vómitos en gatos, hay que diferenciar entre vómito y regurgitación para aproximarnos a un diagnóstico correcto. En el vómito, los gatos suelen mostrar náuseas, babean y se lamen, además sufren contracciones abdominales (peristaltismos) que finalmente devuelven el bolo alimenticio (o contenido estomacal) al exterior. En cambio, en la regurgitación, no hay previo aviso y simplemente devolverá el contenido que acaba de beber o comer, sin contracciones ni náuseas.

Por Rodríguez Paula

Vómitos en gatos: causas

Para entender cuáles son los motivos por los que vomita un gato, desde Wamiz te contamos las causas que los producen y los diferentes tipos de vómitos.

Las causas de vómitos en gatos son muy variadas y pueden ir desde las razones más simples, hasta estar producidos por enfermedades más complejas. Los tipos de vómitos en gatos van a determinar las posibles causas que los originan:

Tipos de vómitos en gatos

  • Bolas de pelo. Al acicalarse, los gatos ingieren pelo muerto desprendido de su pelaje que se agrupa formando bolas en el tracto digestivo. Es frecuente, y entra dentro de la normalidad, que tu gato vomite bolas de pelo cuando no puede continuar por el tracto digestivo.

  • Plantas. Si los tipos de vómitos en gatos están formados por una mezcla de babas con restos de plantas, también puede resultar dentro de la normalidad. Si las plantas ingeridas no son tóxicas no hay por qué alarmarse. Los gatos realizan un comportamiento de purga igual que los perros. La hierba ayuda a expulsar contenido no digestible y mantiene en equilibrio la salud intestinal.

  • Alimento. Si tu gato vomita después de comer puede tener su origen distintas causas. Puede deberse a una intolerancia alimentaria donde algún tipo de alimento resulte nocivo para él. Puede padecer una irritación gástrica (gastritis o gastroenteritis) y los vómitos sean secundarios a esta patología. Otra posibilidad es que tenga un problema parasitario interno y, al ingerir comida, su cuerpo reaccione vomitando ya que no está en condiciones de digerir nada. Un cambio en la dieta también puede provocar vómitos, junto con diarrea, por lo que debes hacerlo de forma progresiva.

  • Vómito amarillo. Si los tipos de vómitos en gatos son de un color amarillo-verdoso, el contenido que está expulsando se trata de bilis. La bilis es un fluido que segrega la vesícula biliar y que ayuda a digerir los alimentos. Los vómitos de tipo amarillento ocurren cuando el estómago está vacío por lo que aparecen en periodos de ayuno.

  • Vómito con espuma blanca. Los tipos de vómitos en gatos con espuma blanca son un síntoma de una patología mayor. Este tipo de vómitos requiere que se atienda con urgencia, ya que nuestro gato puede estar sufriendo desde gastritis hasta una pancreatitis, enfermedad hepática o diabetes mellitus. Una insuficiencia renal puede causar también este tipo de vómitos.

Estas son algunas de las posibles causas que provocan vómitos, pero hay muchas otras como las intoxicaciones, comer muy rápido y saturar el estómago, la generación de cuerpos extraños, o estrés entre otros.

Remedios para gatos con vómitos

Lo primero que debes hacer es acudir al veterinario si tu gato sufre un cuadro de vómitos. Un profesional sabrá reconocer si se trata de un proceso dentro de la normalidad o si es secundario a un problema patológico más grave.

En cuanto a los remedios para gatos con vómitos, lo principal es cumplir con las pautas que haya establecido el veterinario, siguiendo sus recomendaciones rigurosamente. A parte del tratamiento médico, en casa podemos establecer ciertas medidas para ayudar a nuestro gato. Por ejemplo, podemos administrar un laxante como malta, que además de resultar un manjar, ayudará a tu gato a eliminar las bolas de pelo.

Si tu gato padece gastritis o gastroenteritis, probablemente sea necesario un periodo de ayuno controlado y más tarde la introducción de dieta blanda. Otra responsabilidad como propietario es mantener un plan vacunal y de desparasitación actualizado para evitar infestaciones parasitarias y/o víricas que pueden producir síntomas digestivos como los vómitos.

Los vómitos en gatos tienen multitud de posibles causas por lo que establecer un tratamiento general es complicado. Es fundamental acudir al veterinario, ya que sabrá cómo ayudarte y que es lo que tu gato necesita para gozar de buena salud. Recuerda que los vómitos en gatos pueden significar una señal de que existe un problema mayor y corresponderse con una patología grave, por lo que no esperes demasiado.