Ahora en Wamiz :

Publicidad

¿Los perros pueden comer naranja?

perro naranja advice

Mi perro come naranjas, ¿es bueno?

© Shutterstock

En este artículo, conocerás las propiedades de la naranja y cómo debes dársela a tu perro para que le acabe gustando ☝

Por Paula Rodríguez

Actualizado el 9/7/20 15:30

La naranja es conocida por su capacidad depurativa en nosotros, los humanos. Pero... ¿tiene las mismas propiedades y efectos en los perros?

¿Los perros pueden comer naranjas?

Evidentemente, los perros no son fructívoros ni omnívoros, pero pueden comer frutas de vez en cuando. Y de hecho deberían probar alimentos de este tipo puesto que alimentos como la naranja le aportarán un extra en muchos aspectos. 

Según los veterinarios nutricionistas, aunque hay ciertos alimentos con los que deberíamos tener cuidado -como las uvas o las pasas-, muchas frutas les aportan fibra y antioxidantes.

La naranja tiene mucha vitamina C

Las naranjas son de sobra reconocidas por su gran aporte de vitamina C. Pero... ¿de verdad los perros la necesitan?

Los perros generan, por defecto, su propia vitamina C a partir de la glucosa que consumen. Sin embargo, este tipo de vitamina siempre escasea en el cuerpo del perro, por su alta oxidación y utilidad. Por lo tanto, un extra nunca viene mal. 

La vitamina C es una de las principales culpables de la formación de colágeno, vital en el desarrollo de huesos y crecimiento de uñas. Por lo que este aditivo podría decirse que es esencial en todos los perros, pero sobretodo en los que padecen algún tipo de problema de movilidad (como la artritis).

Como ya es evidente a estas alturas del artículo, la mejor forma de darle vitamina C a un perro adulto sin equivocarse es darle un alimento tan natural como las naranjas.

perro comiendo naranja

Eso está muy bien si tu perro come normalmente naranjas, como Rex, un boxer que está encantado con la fruta. Es curioso ver cómo espera pacientemente a que su dueño pele la naranja y le vaya dando los gajos.

Ya hemos visto lo que puede representar que un perro coma naranja. Ahora tenemos que convencer a nuestros perros para que lo hagan, si no les sale de forma natural.

¿Cómo conseguir que tu perro coma naranja?

Lo ideal sería que a todos los perros los dejásemos probar todos los tipos de comida (sana) desde cachorros, y así tolerarían bien cualquier "novedad culinaria" en el futuro.

Si a tu perro le enseñas a comer naranja desde pequeño, las aceptará fácilmente en su etapa adulta.

Sin embargo, esto no es casi nunca así. Y si has buscado la respuesta a esta pregunta es porque ya vas tarde. Aquí abajo encontrarás otra manera de convencerlo.

Cuando tienes a un perro al que no le gusta la naranja (como si fuera un niño que odia las verduras), pero sigues queriendo que obtenga los beneficios de la vitamina C, tienes tres alternativas:

'Fuerza' delicadamente a tu perro a comerlas

Puede funcionar al principio. El perro puede verse forzado a probar la comida si le insistes mucho, pero así jamás lograrás que le acabe gustado (si es que de verdad no le gusta).

Una forma de hacer esto es intentar ponerle trozos de naranja en su plato, las cuales posiblemente evitará.

Otra opción es mezclar todos los alimentos y hacer un puré con la fruta y la carne.

Como ya te comentamos, el perro se acabará comiendo la fruta de una forma u otra, pero lo hará a desgana. Sufrirá. Y tampoco deseamos eso.

2. Tirarle la naranja y "que se entiendan"

Si simplemente dejas caer una naranja delante de tu perro "para ver qué pasa", esto es lo que puede pasar:

Hay perros a los que les gusta mucho jugar con la comida. Ya sea porque no les gustan las naranjas o porque les parece mejor como un juguete. Aquí te dejamos una lista con los mejores juguetes para perros, en caso de que el tuyo opte por comerse la naranja. 

3. Convencerlo pacientemente

Si pruebas de darle esta fruta y tu perro la rechaza, una buena idea es incentivar, o premiar la conducta.

Igual que a un niño que no le gustan las verduras lo puedes premiar con un helado, a un perro puedes convencerlo con trocitos de salchicha, que podrás irle dando de forma alternativa a los trocitos de naranja.

Golosinas para perros: cuáles son las mejores

¡Es posible que un tiempo después, puedas hasta darle frutas como premio por algo que ha hecho bien! Un recurso a tener en cuenta para ahorrarnos dinero con los premios.

perro tomando zumo de naranja

Precauciones finales a tener en cuenta

No hay que olvidar que cualquier fruta se trata de un complemento, no de su dieta habitual.

El perro deberá sacar los nutrientes que necesita de la proteína animal, y luego podrá probar bocado de estos platos casuales. Por lo que es más sabio dárselas en pequeñas cantidades.

Es también muy importante que cualquier trozo de fruta que se le dé a un perro esté libre de semillas y pipas, las cuales sí que les pueden sentar mal porque son perjudiciales para su aparato digestivo.