Ahora en Wamiz :
Wamiz Logo

Publicidad

¿Qué pasa si mi perro no tiene ninguna vacuna? Pasos a seguir imperativamente

perro sin vacunas advice © Shutterstock

¿Quieres pasear a tu perro pero todavía no está vacunado? Esto es lo que debes saber antes de hacerlo.

Por Ismael G. Cabral

¡Atención, peligro!

Si tu perro sale a la calle sin estar vacunado estás incurriendo en dos errores graves. Por un lado, el de ir en contra de la Salud pública y de lo que dictan las normas para la tenencia de animales. Y si esa cuestión es importante, todavía lo es más el hecho de que, consciente o inconscientemente, estás exponiendo a tu compañero a graves enfermedades que podrían acabar con su vida.

Puede haber varias razones por las que, actualmente, tu perro no está vacunado. Pero solo hay una lógica y comprensible, que lo adoptaras ayer mismo. Curiosamente el debate de las vacunas, tan activo entre las personas partidarias de ellas y las que no lo son, también se ha extendido al mundo de las mascotas. Según un reciente informe de la asociación benéfica británica PDSA, el número de dueños de mascotas que vacuna a sus perros y gatos ha disminuido alarmantemente en los últimos años.

Debemos evitar a toda costa la tentación de caer en esta moda, pues hay incontestables evidencias científicas que certifican cómo las vacunas protegen a nuestros amigos de enfermedades realmente muy graves a las que se encuentran expuestos, por ejemplo, en un simple paseo por el parque.

La más peligrosa, la parvovirosis

No te vamos a hablar de la rabia, cuya vacuna es obligatoria en buena parte de España aunque es un padecimiento en claro retroceso. Pero sí lo haremos de la parvovirosis, la madre de las enfermedades caninas. No tiene cura, es altamente infecciosa y, si no se trata a tiempo, la mortalidad supera el 90% de los perros contagiados.

Además, entre la población sin vacunar habitúan a generarse brotes locales de rápido contagio y aún más veloces efectos. Vómitos, fiebre, letargo y una abundante e incontinente diarrea son sus síntomas. ¿La única manera de darle el esquinazo? Vacunando a nuestro compañero. Prevenir es la clave.

Multas por no vacunar

No es ninguna leyenda urbana que si tenemos un animal sin vacunar y paseamos con él estamos exponiéndonos a ser multados. En julio de 2018 el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil multó a un hombre de la provincia de Salamanca con una cuantía de 751 euros por olvidarse poner la vacuna antirrábica a su perro. 

El hecho de no tener un animal vacunado de la rabia o con la vacuna caducada implica una infracción administrativa catalogada como grave o muy grave, dependiendo de cada comunidad autónoma.

Incluso hay lugares, como toda la Región de Murcia, en la que no estar al día de las vacunas constituye un motivo de incautación provisional del animal

¿Cuándo vacunar?

Será el veterinario la persona que establezca el calendario de vacunas adecuado para nuestro perro, y variará en función de la edad (si es cachorro o adulto) y el origen del mismo. Pero hay que tener claro que un cachorro sin vacunas no debería salir jamás a la calle, dado que su pequeño y débil sistema inmune no está desarrollado. 

Antes de las vacunas, el especialista desparasitará tanto interna como externamente a nuestro amigo y a partir de ahí, con algunas semanas entre medio, irá administrándole las diversas vacunas. Parvovirosis, moquillo, rabia, leptospirosis, hepatitis vírica, leishmaniosis y traqueobronquitis infecciosa son algunas de las enfermedades que la medicina veterinaria actual nos ayudará a prevenir.