Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Gatos obesos: dieta y ejercicios para acabar con la obesidad

gato obeso advice
© Shutterstock

Si tu gato es obeso y quieres que adelgace toma nota de esta dieta y ejercicios que debe seguir tu gato para adelgazar.  

Son muchos los gatos denominados obesos debido a la sobrealimentación que sufren, en algunos casos, por parte de sus dueños. Aunque esa no es la única causa de que un gato coja peso de manera excesiva.

En este artículo te ponemos al corriente de todo. 

Por Vanessa Parapar

Gatos obesos: la dieta a seguir 

Existen numerosas dietas adaptadas a los gatos con sobrepeso. Tras consultar con María Álvarez, veterinaria asturiana, te proponemos un régimen idóneo para hacer que tu gato pierda eso kilos que le sobran sin sufrimiento, sin presión y poco a poco. 

Un gato obeso debe comer piensos sin cereales

Aunque existen piensos light, en este enlace puedes encontrar los mejores, la realidad es que muchos de ellos son ricos en cereales (maíz, trigo, avena, arroz y similares). Estos ingredientes no son fáciles de digerir para el gato, llegando incluso a causar problemas renales o alergias alimentarias al felino si la cantidad de cereales es muy elevada.

Además, los piensos light no contienen la suficiente cantidad de proteínas de origen animal que necesita tu mascota. Por lo tanto, el gato tiene que comer más cantidad para saciarse. ''Siempre recomiendo a los dueños de los gatos obesos que no les den piensos con cereales. Lo mejor, para un gato con esta condición, es apostar por un pienso que tenga más de un 70% de carne. De esta manera, el felino se saciará más rápido'', afirma María. 

Los tentempiés están prohibidos para los gatos obesos

Llevar a cabo esta recomendación es muy difícil, sobretodo cuando tu gato te pone esa carita que sólo él sabe hacer cuando te pide comida a cambio de amor. Sin embargo, es muy importante controlarse, por el propio bien del gato obeso.

Cada vez que quieras darle un premio, hazlo en forma de cariño porque tanto las golosinas como un sabroso trozo de nuestro menú le están haciendo mucho daño y no le ayudan a alcanzar su objetivo: perder peso. Cumplir a rajatabla esta premisa implica que en menos tiempo del esperado comiences a ver resultados en tu gato ya que irá bajando de peso. 

Adiós comedero

Esta recomendación, a priori, puede parecer un poco cruel pero no lo es. Para que un gato obeso pueda adelgazar es conveniente quitarle el comedero así como dejar a un lado la idea de tener en casa un comedero automático. ¿Qué quiere decir esto? Para controlar el peso y la manera de alimentarse de un gato que sufre obesidad es necesario ponerle el comedero solo a la hora de comer, es decir, cada 5-6 horas. 

Es muy importante mantener al gato hidratado en todo momento.

Las pautas anteriores, relacionadas con la dieta para gatos obesos, deben ir acompañadas por una serie de ejercicios y juegos para tu gato. Una manera muy divertida de activar a tu gato y compartir momentos juntos. 

Gatos obesos: ejercicios y entrenamientos

Una manera de ejercitar bien a tu gato con el objetivo de hacerle bajar de peso son los juegos de inteligencia. 

1. Juegos de inteligencia para gatos obesos

  • Kong: es una especie de campana que contiene golosinas (con meterle una dietética es suficiente). Tu gato debe ingeniárselas para extraer y conseguir su premio. Este juego es perfecto para dejárselo cuando se quede solo en casa. De esta manera, no estará aburrido tirado en el sofá y tendrá la oportunidad de jugar sin riesgo alguno mientras desarrolla sus instintos. 
  • Dispensadores de juguetes: no hay nada que a tu minino le guste más que jugar y obtener un premio por hacerlo. Estas máquinas han sido diseñadas para que el gato obeso use toda su creatividad y pierda peso a la vez para hacerse con juguetes. ¡Le encantará tener uno nuevo cada día!
Hacer un juguete con tus propias manos. Coge un táper transparente y hazle cinco agujeros de 3 centímetros aproximadamente. Coloca dentro juguetes que pasen por los agujeros pero que no lo hagan con demasiada facilidad. Entrégale a tu gato su “cajita de sorpresas” y estimúlalo para que se haga con cada uno de los tesoros que hay en el cofre. 

2. Incítalo a que juegue contigo

Existen muchas maneras de hacer que tu minimo sea feliz a tu lado mientras se olvida de esos gramos de más que le convierten en un adorable gato gordito. Para desarrollar esta idea no es necesario que te estreses a la hora de pensar de qué manera o cada cuánto tiempo tu gato tiene que hacer deporte. Existen juegos y sesiones de ejercicios que puedes hacer tú con él. ¡Haz deporte con tu gato obeso de la manera más sencilla!

  • Ovillo de lana
  • Sonajero
  • Cuerdas
  • Cañas especiales para gatos

La lista de juegos y ejercicios que te presentamos sobre estas líneas es muy estimulante para tu gato puesto que le incitará a moverse a la par que saca su instinto más primitivo, la caza. Este tipo de ejercicios son perfectos para los gatos obesos porque además de moverse se dan cuenta de que su dueño interactúa con ellos de una manera sencilla. 

Gatos obesos: recomendaciones 

Cuando ponemos a un gato obeso a hacer ejercicio debemos tener mucho cuidado en cómo le incitamos a hacer deporte. No es recomendable, sobretodo si tu gato no está acostumbrado a moverse, meterle mucha caña puesto que esto puede traer consecuencias nefastas para su salud.

Durante las dos primeras semanas no realices sesiones muy intensas. Recuerda que la pérdida de peso debe ser paulatina y nunca debes exigirle a tu gato que haga un esfuerzo demasiado grande o que cumpla con una meta que, al principio, no será alcanzable para él debido a su condición física.

El tiempo máximo de ejercicios para un gato obeso es de 20 minutos al día.

Además, hay que extremar precaución con objetos tipo cuerdas o lanas, especialmente para que no enrede y pueda lastimarse.

En definitiva, un gato obeso luce muy tierno y adorable, pero lo cierto es que la salud no está de su lado. Por eso, hay que ayudarlo a ejercitarse para que vaya dejando sus hábitos sendentarios a un lado. Una rutina deportiva -acorde con su condición física- acompañada por una dieta sana y equilibrada serán las claves para que tu gato pierda peso poco a poco. 
 

Lea también