EL QUIZ DE WAMIZ

Publicidad

Husky se sienta frente a un gatito diminuto: después hace algo que deja a todos sin respiración

El tamaño de este Husky es, al menos, diez veces superior al del gatito. ¿Está el minino en peligro? Mira el vídeo y júzgalo tú. 
 

Por Jade del Arco

Publicado el 8/11/20 9:30

La cuenta u/TreKs, de la red social Reddit, lo ha vuelto a hacer: ha publicado un vídeo de un perro y un gato que va camino de hacerse viral. ¿El motivo? Es una cuestión de tamaño. 

Como lo lees. En la imagen, aparece un Husky siberiano, una raza que puede llegar a alcanzar los 28 kilos de peso; y un diminuto gatito, todavía cachorro, que fácilmente puede ser atrapado por el perro. 

Como el perro y el gato 

Los Husky, además, no son precisamente los perros más amistosos con los gatos: debido a su pronunciado instinto depredador, la convivencia con mascotas pequeñas puede llegar a ser muy difícil.

En el vídeo, este grandullón se acerca al gato, lo huele -el minino lo que huele es el miedo- y, finalmente... Nos demuestra que cada animal es un mundo y que, a pesar de las particularidades de cada raza, es la educación y el entorno lo que cuenta. 

“Yo te protegeré, pequeño”, dice el pie del vídeo. 

El grandullón solo quiere tumbarse junto a su diminuto amigo o, como dice el pie del vídeo, protegerlo, poniéndose delante y cuidándolo debido a su pequeño tamaño. 

Reddit rendido a este peludo 

husky protegiendo gato
Perro tumbado tumbado en el suelo ©Reddit @u/TreKs

Tras recuperar la respiración, al ver que no le sucede nada al lindo gatito, y comprobar que perros y gatos pueden ser los mejores amigos, los comentarios llenos de amor no se han hecho esperar: 

“Demasiado lindo”, escribía Kay312010; “Los perros de buen corazón no tienen precio”, comentaba con acierto Shiloh788; o “No estoy llorando, solo se me ha meitido algo en el ojo”, ecribía en tono de humor Ncan42. Pero, sin duda, el comentario más acertado y que mejor define las imágenes es el de dingoperson2: 

“Los perros que son buenos con otros animales, me hacen pensar que la gente ha sido buena con ese perro”

Y es que, como siempre decimos, no hay perros malos, sino perros que no han recibido o bien la educación adecuada, o la atención y el cariño que necesitan.