Noticias :
wamiz-v3_1

Publicidad

Mi perro es ciego, ¿cómo debo cuidarlo?

Cuidar a un perro ciego advice
© Shutterstock

La falta o pérdida de visión en perros, es más habitual de lo que se suele creer, esta puede ser congénita (nacen sin visión) o progresiva (pérdida gradual de la capacidad de ver). La ceguera puede atacar a un solo ojo o a ambos, y esto puede deberse principalmente a una enfermedad o simplemente a la edad de tu mascota.

Por ello, es el momento que conozcas los consejos para cuidar correctamente a tu perro ciego.

Por Rodríguez Paula

¿Cómo saber si mi perro está ciego?

Cuando un perro se queda ciego progresivamente, sus movimientos van variando y se van haciendo más rutinarios, creando una serie de síntomas:

  • Empiezan a sentir desconfianza en los paseos nocturnos y a sentirse inseguros.

  • Caminan por los mismos lugares de la casa siempre.

  • Se chocan con las cosas cuando no están en su lugar habitual.

  • Se pegan siempre a paredes o muros para ubicarse mejor.

Cuando un perro nace ciego es más difícil averiguarlo, pero no obstante, hay algunos signos que pueden ayudarnos a descubrirlo. Alguno de ellos son:

  • Los ojos pueden presentar cambios en el color habitual, estar borrosos o tener inflamación.

  • Un lagrimeo continuo con secreción purulenta, puede ser síntoma de alerta.

  • Se cae al llegar a escalones o se choca contra las escaleras.

  • Parpadea mucho o se restriega constantemente.

Con cualquiera de estos síntomas, si tu perro es cachorro, adulto o anciano, no dudes en acudir a un veterinario, y a ser posible, un veterinario especializado en oftalmología. De esta manera te aseguras si realmente tu perro se está quedando ciego y/o si tienes un perro ciego, además te ayudará a buscar un diagnóstico y tratamiento.

Causas por las que un perro se queda ciego

Un perro se puede quedar ciego por diversas causas. Aquí te nombramos algunas de ellas:

  1. Enfermedades congénitas por las que nacen ciegos.

  2. Cataratas. El ojo va cambiando de color, se vuelve blanquecino y progresivamente se va produciendo la pérdida de visión. Su desarrollo puede estar ligado a otras enfermedades, como el cushing, la diabetes mellitus o la hipertensión.

  3. Uveitis o inflamación del ojo. Esta puede ser debido a una enfermedad secundaria más grave (insuficiencia renal por ejemplo), una infección bacteriana viral, o una inflamación de la capa externa del ojo.

¿Cómo cuidar a un perro ciego?

Lo primero que debes hacer es tratarle con total normalidad, sin hacer distinciones.

Además, intenta evitar cualquier cambio de ubicación habitual de los muebles de casa o introducir nuevos. Si lo haces, debes presentarle la nueva localización para que pueda olerlos y reconocer el lugar en el que están.

También puedes ayudarle a que potencie sus demás sentidos para que se pueda desenvolver mejor y de forma más autónoma.

Cuando tengas visita en casa, haz que se acerquen un poco a tu perro ciego y que se dejen oler para que pueda reconocerlos y saber con quién está.

Para  cuidar  a nuestro perro ciego tenemos que abarcar varios frentes e intentar cubrirlos de la mejor forma posible; hablamos de hábitat, educación, paseos y veterinarios.
 

1. Acondicionamiento de la casa

  • Mantén el orden en casa siempre.

  • Si tienes escaleras, pon puertas de bebé para evitar que se pueda caer por ellas.

  • Puedes poner diferentes texturas en el suelo de casa, o alfombras para que pueda identificar cuando hay escaleras.

  • Pon protectores en los muebles con esquinas puntiagudas en las que tu perro ciego se pueda chocar y lastimarse.

  • Acondiciona escalones para que se pueda subir a los sofás o a la cama si duerme contigo.

  • Nunca cambies de sitio su comida y agua, ni su sitio o zona de confort.

  • Si tienes jardín, nunca lo dejes solo en él, sobre todo si tienes piscina y no está vallada.

2. Educación

  • Nunca lo castigues físicamente. El contacto contigo le tiene que dar seguridad y tranquilidad. Tus manos tienen que ser usadas siempre para darle cariño o confirmarle acciones.

  • Cuéntale siempre todo lo que haces, aunque creas que no te entiende, el sabrá que estás con él.

  • Ten siempre premios cerca para cuando haga cosas bien. Sobre todo utiliza premios muy olorosos para que pueda llegar sin problemas a través de su olfato.

  • Acércate a tu compañero perruno haciendo ruido siempre, para que sepa que estás ahí.

3. Paseos

  • Llévalo siempre con correa para evitar que puedan atropellarlo.

  • Si lo quieres soltar, busca un recinto cerrado, o un jardín o una esplanada donde no pueda chocar con cosas o caerse por ningún lugar. No le quites la vista de encima y permanece cerca siempre.

  • Puedes ponerle una cinta en el arnés donde diga “perro ciego” para que la gente lo sepa y sea consciente de que no pueden tocarle.

4. Veterinario

Si tu perro es ciego o se está quedando ciego, acude al veterinario, él te dirá si tiene tratamiento posible y cómo seguirlo. De no tenerlo, te explicará cómo mantener sano la vista de tu compañero y la periodicidad de las revisiones para controlar la salud del mismo.

Lea también