EL QUIZ DE WAMIZ

Publicidad

La casa blanca por dentro: los perros de los presidentes americanos, ¡de Hoover a Trump!

perros presidentes americanos dog-happy

De Clinton a Donald Trump, ¡mira qué perros más bellos!

© Shutterstock

Con motivo de las elecciones americanas 2020, hacemos un repaso por todos los perros que han corrido a sus anchas por el jardín de la Casa Blanca 🐶

De Hoover a Trump, te contamos uno de los secretos peludos mejor guardados de los presidentes americanos 🇺🇸

Por Vanessa Parapar

Publicado el 3/11/20 12:58

Las elecciones americanas del 3 de noviembre marcarán el rumbo, no solo de EE.UU., sino del mundo (y, de nuevo, de la historia). ¿Se mantendrá el republicano Donald Trump en el poder o su oponente demócrata Joe Biden (que ejerció como el 47° vicepresidente de los Estados Unidos de 2009 a 2017) logrará hacerse con el cargo? 

Para hacer la espera de los resultados más dulce, desde Wamiz echamos un vistazo a los perros presidenciales. Esos peludos que camparon a sus anchas por el jardín más famoso del planeta, el de la Casa Blanca. 

Quizás mucha gente no lo sepa, o tal vez sí, pero el ''hogar'' más célebre de Washington acogió dentro y fuera a diferentes peludos que hurgaban en él con el objetivo preciso de conseguir el sueño americano 🇺🇸  30 de los 44 presidentes de Estados Unidos, anteriores a Trump, tenían un perro (o varios) a su lado. ¡Te los presentamos!

¿Donald Trump tiene perro?

Hasta ahora, el actual presidente Donald Trump no ha dejado a ningún peludo entrar en su casa. Pero eso no es todo. El presidente de Estados Unidos no tiene deseo alguno de compartir su vida con un perro. 

Lo que lo convierte en el primer presidente de USA que no permite a una mascota jugar en el césped de la Casa Blanca.

Ivana Trump lo deja muy claro

Actualmente Melania Trump es la primera dama de la que más se habla en el mundo pero nadie debe olvidar que antes que ella existió otra señora Trump, Ivana. 

Ivana Trump jamás tuvo escrúpulos para hablar sobre su ex marido asegurando, entre otras cosas, que Trump no es un pet lover. En sus memorias, Raising Trump, señala que Donald Trump no es un fanático de los perros y subraya que el presidente nunca tuvo una buena relación con su caniche, Chappy. 

Pero... ¡hay un perro en la familia Trump!

Pero no todos los miembros de la familia Trump piensan como Donald Trump. La hija y consejera de Trump, Ivanka Trump, le ha regalado a su hija Arabella un cachorro llamado Winter por su octavo cumpleaños.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Meet Winter, Arabella’s birthday dream come true and the newest member of the Kushner family!😍

A post shared by Ivanka Trump (@ivankatrump) on

El cachorro no vive en la Casa Blanca, pero sigue siendo ¡el primer perro en unirse a la familia Trump!

¿Joe Biden ama a los perros? ¿Comparte su vida con un can?

Si Donald Trump dice no a los perros, el aspirante Joe Biden difiere del actual presidente en esto también.

 

Joe Biden with his Dog, whom the Bidens fostered as a puppy after their daughter suggested it to them, because the puppy...

Posted by Roger Williams on Tuesday, September 29, 2020

El demócrata tiene dos perros y ha mostrado públicamente su preocupación por ellos en varias ocasiones, sobretodo cuando uno tomó veneno y estuvo muy grave.

Su pastor alemán, Champ, forma parte de su familia desde 2009, y en 2018 adoptó a Major.

Los perros de los presidentes americanos más populares en la historia de los Estados Unidos

Tras ponernos en situación sobre los candidatos que se juegan la presidencia americana en las próximas horas, toca hacer repaso por las mascotas que vivieron en la Casa Blanca anteriormente. 

Desde loros hasta cerdos pasando por gallos y mapaches. Aunque el animal más famoso y común, como se ha mencionado anteriormente, sigue siendo el perro.

Desde 1901 hasta 2017, de hecho, un perro alegre y feliz siempre ha meneado su cola en el jardín de la Casa Blanca. ¡Aquí están los perros de los presidentes americanos más populares! 👇👇

Barack Obama y su perro de aguas portugués

Barack Obama nunca tuvo dudas: el jardín de la Casa Blanca no podía estar sin su buen amigo de cuatro patas... ¡o varios!

El ex presidente, de hecho, entró en la Casa Blanca en 2009 junto con Bo, un perro de aguas portugués, a quien unos años más tarde se le unió Sunny, un ejemplar de la misma raza, que llegó para poner un toque picante a la familia. 

Geoge W. Bush y su Fox Terrier

George W. Bush, presidente de 2001 a 2008, compartió su mandato con un peludo muy travieso y original que lo acompañaba a todas partes. 

Se trata de un Fox terrier negro que, en su momento, avergonzó al Presidente varias veces: después de una conferencia de prensa intentó morder a un periodista y también intentó morder al pavo que tradicionalmente es perdonado por el presidente de Estados Unidos el día de Acción de Gracias.

Bill Clinton y su inseparable Buddy

El ex presidente Bill Clinton estaba realmente enamorado de su Buddy. Un Labrador Retriever color chocolate que protagonizó el discurso de fin de año de 1997 junto a su papá humano. 

El nombre de su perro tenía un significado muy especial para Clinton porque era el de su tío abuelo favorito, que había muerto poco antes.

Kennedy: perros y muchos animales más

El ex presidente de los Estados Unidos John Fitzgerald Kennedy tenía un inmenso amor por los animales. Durante su mandato, varios animales le hicieron compañía:

  • un gato;
  • un conejo;
  • varios loros;
  • dos hámsters;
  • un caballo;
  • tres ponis;
  • cinco perros.

Franklin D. Roosevelt y su perro Fala

Removiendo un poco más el pasado nos encontramos a Franklin D. Roosevelt y su amistoso Fala, un terrier escocés negro que siguió a su humano en todos y cada uno de sus viajes. 

Hasta la fecha, Fala es el único entre los perros de los presidentes estadounidenses que ha recibido honores: en el Monumento a Franklin Delano Roosevelt en Washington D.C. hay una estatua del presidente junto a su amigo peludo. 

Herbert Hoover y su pastor belga King Tut

Herbert Hoover se postuló para presidente en 1928. En ese momento no era muy conocido y apreciado por la población americana.

La historia dice que gracias a una foto tomada junto con su pastor belga, King Tutel, Hoover impresionó al electorado ganando posteriormente las elecciones. 

Con las elecciones a la vuelta de la esquina, sólo queda una pregunta por responder: ¿estarán las puertas del jardín de la Casa Blanca listas para recibir a un nuevo cuadrúpedo o seguirán siendo territorio reservado para la familia Trump? La respuesta... ¡en poco más de 24 horas!