Instagram

Publicidad

¿Cómo proteger el árbol de Navidad del perro (y viceversa)?

perro delante del arbol de navidad advice

Árbol de Navidad y perro: consejos útiles

© Shutterstock

Para nuestro peludo no hay mejor juguete que un hermoso árbol de Navidad. Averigüemos, por lo tanto, cómo proteger el árbol de Navidad del perro y viceversa.

Por Vanessa Parapar

Publicado el 14/12/20 15:54

El árbol de Navidad y el perro de la casa no siempre son una combinación ganadora. Las bolas, los adornos, las luces intermitentes... hacen que nuestro mejor amigo de cuatro patas se vuelva ''loco'' con ellas, hasta el punto de no poder resistirse a darles con la pata (en el mejor de los casos).

Sin embargo, hay que decir que, por muy divertido que sea verlo jugar con el árbol, este hábito puede resultar muy peligroso.

Por lo tanto, hoy te damos algunos consejos para que tú y tu perro disfrutéis de una Navidad segura con el abeto y el perrito a salvo. 

Árbol de Navidad y perros: peligros y soluciones

perro negro con luces de navidad
Los adornos de Navidad pueden resultar muy peligrosos para tu perro ©Pixabay

La gente que dice árbol de Navidad y perro dice, de manera intrínseca, peligros. ¿Pero a qué peligros nos enfrentamos?

1. Evita que el árbol se caiga sobre tu perro

Apuesta por un pie de calidad que dé estabilidad al abeto, pon el árbol en una esquina y/o ánclado en el techo o en la pared. 

2. No decores el árbol el primer día

Antes de nada, asegúrate que tu perro tolera el abeto. Esto puedes hacerlo montando, en primer lugar, el árbol sin decoraciones.

Cuando el perrito y el árbol ''desnudo'' se hayan adaptado... ¡puedes decorarlo!

Truco: decora solo la parte alta del árbol para evitar que tu perro muerda las bolas, las luces...

3. No compres bolas de Navidad ni adornos de cristal

Este tipo de decoraciones pueden causar muchos daños a tu perro en el caso de que las muerda o se rompan. 

Piensa en comprar bolas de material irrompible y comprueba que están pintadas con pintura que no comprometa la salud del animal. 

4. No adornes el árbol con comida

Poner guirnaldas de caramelo o bolas de chocolate puede comprometer la salud de tu perro.

En este enlace te contamos por qué el chocolate es tan peligroso para los perros.

5. No dejes los cables de la luces al alcance ni a la vista del perro

Tu peludo puede ahogarse con ellas o electrocutarse en caso de que comience a mordisquear los cables.

Antes de iluminar el árbol, asegúrate dejar las ramas inferiores vacías y deja los cables fuera del alcance de tu perro. 

6. Velas, árbol de Navidad y perro son incompatibles

Las velas hacen que la Navidad sea aún más especial si cabe, pero si compartes tu vida con un perro no dejes las velas a su alcance.

Los destellos de las mismas son muy difíciles de resistir y un mal gesto puede causar un incendio. 

7. Olvídate de poner la flor de Pascua junto al árbol

Atención: existen otras decoraciones que también pueden ser peligrosas. Algunas plantas típicas del período de Navidad, como la poinsettia, por ejemplo, pueden ser venenosas para los perros.

Árbol de Navidad anti perros: cómo hacerlo

perro con familia arbol de navidad
Perro contento con su familia y su árbol de Navidad ©Shutterstock

Te enseñamos a hacer un árbol de Navidad a prueba de perros 👇👇

Si el árbol de Navidad y el perro son difíciles de manejar juntos, puedes decorar tu casa para que puedas disfrutar de las fiestas con tranquilidad.

Un pequeño árbol, colocado en un mueble o un estante, lejos de los colmillos de tu peludo es una buena alternativa.

Para los más creativos (y excéntricos) puedes hacer el árbol "al revés", pegando la base al techo y decorándolo al revés.

Por último, saca tu vena artística y dibuja un árbol de papel, pégalo a la pared y decóralo con bolas y adornos de papel, algodón, lana...

Mi perro muerde los regalos de Navidad, ¿qué hago?

Si eres de esas personas que pone los regalos alrededor del árbol de Navidad sin tener en cuenta el riesgo que esto conlleva para un perro, ¡presta atención porque este tipo de decoración puede salirle muy cara a toda la familia!

Y si tu perro es de esos que se lleva a la boca todo lo que encuentra, busca otro lugar para dejar los regalos de Navidad.

Nuestra recomendación es dejar los detalles en una cesta, mueble o habitación de difícil acceso para el perro. 

En resumen, tener imaginación (y paciencia) es clave para no correr riesgos y disfrutar de las fiestas. 

¿Aún no has encontrado regalo de Navidad para tu perro? ¡Aquí te dejamos varias ideas!