Publicidad

¿Qué es y para qué sirve una consulta veterinaria online?

consulta veterinaria online

Consulta veterinaria en línea: esto es lo que hay que saber.

© FamVeld / Shutterstock

¿En qué circunstancias se puede recurrir a una consulta veterinaria online? He aquí en qué casos se recomienda y cuáles son las ventajas y limitaciones de este tipo de atención médica.

Por Sindy Bustamante

Publicado el

Desde que comenzó la pandemia de Covid-19, nos hemos familiarizado con términos como reuniones a distancia, teletrabajo o consultas online. Los servicios, incluyendo los de salud, tuvieron que adaptarse rápidamente y hacerse de los medios y las innovaciones tecnológicas para hacer frente a la emergencia mundial, permitiendo a las personas aisladas permanecer conectadas en la medida de lo posible con el resto del mundo.

No solo en medicina humana, sino también en veterinaria, esto ha permitido enormes avances: hoy en día, los propietarios de animales pueden hacer una consulta veterinaria en línea.

Pero, ¿cuáles son las potencialidades y limitaciones de este sistema? A continuación se habla del tema.

¿En qué consiste una consulta veterinaria online?

La consulta veterinaria online es un servicio de asistencia médica a distancia, en el que la revisión de la mascota -ya sea perro o gato- la realiza un médico mediante una videollamada con el dueño y su paciente de cuatro patas.

Este servicio lo presta siempre un profesional de la medicina veterinaria, pero debe considerarse una herramienta complementaria que no puede sustituir a la visita en directo. Sin embargo, puede ser muy útil en determinadas circunstancias.

¿Cuáles son las ventajas de las consultas veterinarias online?

Las ventajas son realmente significativas si se utiliza esta herramienta de la forma adecuada.

La consulta por Internet ayuda a:

  • Minimizar los desplazamientos del animal, reduciendo así el estrés del perro o gato por la visita.
  • Ahorrar tiempo de transporte y espera.
  • Hacer un seguimiento más regular y eficaz de los pacientes crónicos.
  • Obtener asesoría especializada o una segunda opinión.
  • Compartir datos clínicos y diagnósticos, útiles para evaluar distintos enfoques terapéuticos.

Los consultorios que ofrecen este tipo de servicios, a menudo ofrecen una consulta veterinaria online gratis, para que el dueño del animal pueda decidir si esa opción es adecuada para él y su mascota.

¿Qué hace el médico durante la consulta en línea?

En una primera cita, el o la veterinaria procederá a los 2 primeros pasos, también comunes a la visita presencial, que son necesarios para una evaluación inicial del paciente:

  1. Información básica: se toma información específica de la especie y del animal en particular: se habla de sexo, raza, edad, peso, localización y origen, signos especiales, etcétera.
  2. Historia clínica: se relata la historia clínica del paciente, en la que se recoge toda la información sobre el estado de salud del perro o gato para orientar al especialista hacia un posible diagnóstico. 

Una vez aclarado esto, el dueño del animal podrá expresar sus dudas y pedir consejo sobre lo que quiera saber acerca de la prevención, manejo y cuidados de su perro o gato. Si estas dudas solo pueden resolverse mediante un examen en directo, el propio médico aconsejará este tipo de consulta.

Una familia y su gato durante una consulta veterinaria online.© Hananeko_Studio / Shutterstock

Si no es la primera consulta, el médico ya conoce la historia clínica del perro o gato y pasará directamente a conocer los motivos de consulta y a aclarar cualquier duda que tenga el propietario. 

De igual manera, recomendará una visita presencial si lo considera necesario.

¿Cuáles son los objetivos de la consulta veterinaria online?

Durante el confinamiento por la pandemia, las consultas en línea fueron muy populares, pero las consultas veterinarias a través de Internet se siguen utilizando bastante hoy en día, ya que pueden satisfacer las necesidades específicas de un determinado segmento de propietarios de mascotas.

Los objetivos del veterinario en línea son varios: en primer lugar, hacer más accesibles los seguimientos médicos de perros y gatos, que se han convertido en parte integrante de la familia. Este servicio tiene muy buena acogida en determinados ámbitos de la medicina veterinaria.

Prevención

A través de la consulta veterinaria en línea, se puede llegar más fácilmente al propietario y orientarle hacia una prevención eficaz de las enfermedades infecciosas y no infecciosas, empezando por la aplicación de las vacunas de su mascota y los refuerzos pertinentes. 

Supervisión

El asesoramiento a distancia facilita las visitas de control, típicas de los pacientes con enfermedades crónicas que requieren un tratamiento de por vida.

También es útil para los pacientes de cuatro patas durante el periodo postoperatorio, para que el veterinario se asegure de que todo va bien.

Comunicación con especialistas

Si se dispone de informes diagnósticos y exámenes de laboratorio del perro o gato, pero desea solicitar una segunda opinión especializada, las consultas a distancia permiten ponerse en contacto con médicos expertos en una rama concreta de la medicina.

Podrían estudiar el historial médico del paciente para darle una segunda opinión, además de la de su médico.

Educar al propietario en la gestión

Durante la consulta veterinaria online se pueden resolver dudas y pedir consejos que no tengan que ver directamente con el animal, pero que pueden ser útiles para mejorar diversos aspectos, desde algún comportamiento extraño del perro o gato, pasando por la alimentación, hasta una mejor prevención de las enfermedades.

¿Cuáles son los límites de la revisión online?

La principal limitación de las consultas veterinarias por Internet es que no se puede examinar al paciente y, por tanto, no pueden realizar diagnósticos complejos.

Una revisión médica implica la exploración física directa del paciente enfermo, que no puede hacerse en la consulta veterinaria en línea.

Una consulta online no puede reemplazar a una revisión en presencial.© SeventyFour / Shutterstock

Además, aunque algunas plataformas ofrecen un chat veterinario online o hasta consultas las 24 horas, no pueden atender urgencias, por lo que en casos de urgencia es mejor llevar al animal inmediatamente a una consulta o clínica que preste primeros auxilios

La consulta veterinaria online no debe considerarse un sustituto de la visita presencial, pero puede orientarnos sobre el camino correcto a seguir para proteger la salud integral de nuestras queridas mascotas.

Comentarios
0 mensajes
Confirmar la supresión

¿Seguro que quieres borrar el comentario?

Comentar